miércoles, 2 de octubre de 2013

Lísel y Po, de Lauren Oliver

Título: Lísel y Po
Autor: Lauren Oliver
Editorial: SM
Nº de páginas: 253
ISBN: 9788467551143
Precio: 8,40 €

Lísel vive encerrada en el desván desde que su padre murió hace tres días. Pero no está sola: Po, el fantasma de un niño (o niña), que siempre va acompañado del fantasma de un perro (o gato) está intrigado por los dibujos que hace Lísel, y decide visitarla. Y, aunque Lísel no lo sepa, también hay un muchacho, ayudante de un alquimista, que se detiene todas las noches bajo su ventana... Los destinos de estos personajes, y de muchos otros, se entrelazarán en diseños cada vez más intrincados hasta llegar a un divertido final.

Podríamos decir que mi motivo primordial para empezar Lísel y Po fue lo mucho que había disfrutado con las obras que había leído de la americana Lauren Oliver. Estas son Si no despierto y la trilogía Delirium. No es secreto que la primera novela que he citado de la autora presume de ser uno de mis libros favoritos, mientras que la trilogía Delirium terminó de consagrar a la autora y fue capaz de hacerme soñar con un mundo sin fronteras. Habiendo disfrutado como había disfrutado todas ellas, no pude evitar conseguir Lísel y Po para perderme entre sus páginas en cuanto tuviera la oportunidad.

Es cierto que este libro es bastante distinto a todo lo que había probado de la autora, partiendo de la base de que se centra en un público más infantil que el adolescente para el que había escrito hasta entonces. No por ello he disfrutado menos de la historia, pues Oliver me ha dejado claro con este libro que quien sabe escribir, puede hacerlo tanto para niños como para adolescentes y adultos. De hecho, creo que el talento de la escritora se ve reflejado aquí de una forma distinta, llevado a nuevos caminos y alcanzando límites que no podía explotar en la novela juvenil.

Con Lísel y Po me ha resultado más que evidente que es imposible no sucumbir a la cuidada y dulce prosa de Lauren Oliver. Pese a ser un libro enfocado a un público más pequeño, ha logrado que pueda ser leído tanto por niños como por jóvenes y adultos. De hecho, estoy convencido de que una lectura más madura será capaz de apreciar mucho más lo que la autora ha hecho en este libro. No os engaño cuando os digo que entre las páginas de esta historia hay una reflexión sobre la inefabilidad de las palabras, así como de temas que no te plantearías exponer a un niño pero que quedan perfectamente explicados por la escritora gracias a su cuidado y a su delicada prosa.

Sin duda, lo mejor ha sido poder disfrutar de las distintas voces con las que cuenta la novela. La historia está narrada desde los puntos de vista de varios personajes; algunos de ellos son: Lísel, una jovencita de trece años atrapada en su buhardilla por su madrastra; Po, el fantasma de un niño que va siempre acompañado por su fiel perro (o gato); Will, un pobre jovencito que intenta llegar a ser ayudante de alquimia; una señorona; un guarda quizá demasiado bondadoso; una anciana justiciera y un ladrón incorregible. Todas estas historias van a comenzar de forma individual y van a terminar por mezclarse para lograr un relato divertido, ligero y esperanzador. Me ha parecido muy inteligente y atractiva la forma que ha tenido Oliver de disponer detalles dispersos de cada uno de los personajes para después entrelazarlos, uniendo tramas a medida que se acerca el final del libro.

He echado de menos que SM le dedicara una edición algo más cuidada a esta historia, fuera de El Barco de Vapor y que de esta forma se hubieran podido conservar las ilustraciones que acompañan al libro en su idioma original, ya que probablemente hubieran hecho Lísel y Po mucho más visual y entretenido de lo que ya es. No obstante, no puedo sino alabar la portada que le han dedicado al libro, ya que refleja muy bien todo el espíritu de la novela, así como la traducción, que se ha cuidado mucho para mantener el estilo de Oliver.

En definitiva, Lísel y Po es una libro idóneo para compartir con los hermanos pequeños de la familia y para disfrutarlo por nosotros mismos también. Para vivir de nuevo una historia dulce, inocente y cargada de buenos momentos pincelada por la embelesadora pluma de Lauren Oliver.

Lo mejor: Cómo quedan entrelazadas las historias de los personajes.
Lo peor: Que la edición española no incluya ilustraciones.

Puntuaciones:
Escritura: 



Personajes: 



Trama: 



Ritmo: 



Portada: 



Final: 



Nota final: 

9 comentarios:

  1. La verdad es que el libro no termina de llamarme. Me alegro de que te gustara.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Lo pedí en inglés hace poco, será uno de los primeros libros en inglés que leo así que le tengo muchísimas expectativas puestas en este libro.
    Leyendo tu reseña no puedo esperar para empezarlo *_*
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Es un libro que me esta empezando a llamar bastante la atención.
    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  4. A mí este libro en particular no me llama demasiado, aunque quizá me sorprendería gratamente por lo que comentas en tu reseña (el problema es que no hay tiempo para leer todo lo que quisiéramos) ;)

    ResponderEliminar
  5. Yo a la autora la quiero probar desde hace bastante tiempo, sobretodo después de que Xanetia hablara tan positivamente de la misma. Pero, tras leer la reseña, aún más: había oído hablar de este libro, pero no tantas alabanzas como las tuyas.

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  6. Me encanta Lauren Oliver, amé Delirium y se ve que esta historia no se queda atrás. Espero poder leerla :)
    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Creo que en mi pais está el libro :) y yo sin leer delirium

    ResponderEliminar
  8. Imagino que que nadie podrá restar tu pasión por los libros de Lauren. Has demostrado ser su más fiel seguidor y saber escoger las palabras apropiadas para un libro tan bonito y personal.

    ResponderEliminar
  9. Este lo quiero leer!!
    La portada es una monada =)

    Besotes

    ResponderEliminar

Estaremos encantados de leer todo lo que quieras decirnos de la entrada. ¿Te ha gustado? ¿Estás de acuerdo con nosotros? Cuéntanos todo lo que quieras porque solo todos juntos sabremos ver qué hay Más Allá de las Palabras.