miércoles, 5 de septiembre de 2012

La Princesa Prometida, de William Goldman

  • Título: La Princesa Prometida.
  • Título original: The Princess Bride.
  • Autor: William Goldman.
  • Editorial: Booket.
  • Nº de páginas: 478.
  • Precio: 8'95€
  • ISBN: 978-84-270-3105-0
La bella Buttercup jura amor eterno a Westley, que parte en busca de fortuna y es asesinado por unos piratas. La doncella, obligada, se promete al príncipe Humperdinck de Florin, un bellaco al cual sólo le interesa la caza.
El mejor esgrimista, el hombre más inteligente y el más fuerte del mundo son contratados por los enemigos de Florin para raptar a Buttercup. En la huida, sufren la incansable persecución de un hombre enmascarado que los retará uno a uno en su propio terreno. En La Princesa Prometida, William Goldman ha reunido todos los elementos clásicos de los grandes relatos, ambientados en un mundo de fantasía medieval, imprimiéndoles su fino sentido del humor. Sus personajes representan a todos los héroes y villanos de nuestros cuentos de infancia y rinden un brillante homenaje a la novela de aventuras.

La Princesa Prometida es una historia que todos conocemos gracias a su adaptación a la gran pantalla (aunque se volvió mucho más conocida cuando se empezó a emitir en televisión), pero que muy poca gente se aventura a leer. Tenía muy buenos recuerdos de mi infancia viendo la película y quería probar suerte con el libro. La versión original de la historia me ha gustado mucho, sin embargo hay ciertas cosas que me han dejado un regusto amargo.

Una de esas cosas es el extraño comienzo de la novela —y no cuento el prólogo en el que el propio autor habla sobre la adaptación cinematográfica de una forma terriblemente soporífera— en el que Goldman inventa una realidad paralela e intenta hacer creer al lector que el libro que estamos leyendo no es más que su versión de otro libro (escrito por otro autor) que le leyó su padre hace años, y por tanto cuenta cómo llegó hasta él y cómo decidió contarnos la historia tal y como su padre se la relató a él. Eso está bien al principio,  porque es original y hay situaciones bastante cómicas, pero llega un momento en el que se repite tantas veces que se hace muy pesado. Y es aún peor cuando interrumpe un momento romántico o de tensión de la verdadera historia para contarte una parrafada aburrida sobre todo lo que ha quitado.

Otra de las cosas que desmerecen la novela  —y lo digo ahora porque si lo pongo al final amargaría completamente la reseña—  es el añadido cutre que hay al final a modo conmemorativo (y del que quizá sólo salvo el romance de Íñigo). El primer capítulo de una novela que continúa la narración. Un "epílogo" sin sentido alguno que estropea completa y absolutamente la historia de Buttercup y Westley. No diré más al respecto, pero si decidís leer esta novela os aconsejo que, si podéis, no leáis ese final.

Sumando el aburrido principio hasta que el autor empieza a contar la historia de Buttercup y Westley, los interminables párrafos soporíferos y el horrible final, hay al menos 200 páginas que sobran totalmente (y que eliminaré de mi memoria para quedarme sólo con lo bueno). Prácticamente la mitad del libro, y esto es realmente una pena, porque si Goldman se hubiera limitado a contar la historia sin meter paja, el resultado habría sido perfecto:

Esgrima. Lucha. Torturas. Venenos. Amor verdadero. Odio. Venganzas. Gigantes. Cazadores. Hombres malos. Hombres buenos. Las damas más hermosas. Serpientes. Arañas. Bestias de todas las clases y aspectos. Dolor. Muerte. Valientes. Cobardes. Forzudos. Persecuciones. Fugas. Mentiras. Verdades. Pasión. Milagros.

Todo eso y mucho más es lo que contiene La Princesa Prometida, una novela que comienza siendo de amor, pero que a causa de las adversidades del destino, termina tornándose en una aventura llena de desventuras. La trama no es muy compleja, pero te atrapa completamente: cuando no es por descubrir quién es el hombre enmascarado es por saber si tal personaje sigue vivo o no, o quizá por conocer si cierto espadachín verá cumplida su venganza, o tal vez para averiguar si de verdad Buttercup renunciará para siempre al amor. El caso es mantener al lector enganchado, y al menos conmigo lo consiguió; leí el libro en dos sentadas porque no podía despegarme de él. 

Y no me olvido de los maravillosos personajes. Buttercup, la hermosa joven que tras la muerte de su amado se ve obligada a casarse con Humperdinck —heredero al trono de Florin y personaje que por su amor por la caza, las torturas, la opulencia y el derroche constituye una crítica a la monarquía europea—; el legendario Íñigo Montoya, un español que lleva años persiguiendo a la mano derecha del príncipe para vengar la muerte de su padre; Fezzik, un gigante fortachón y tontorrón que adora las rimas y la poesía; y por último está el hombre enmascarado y misterioso que aparece casi a mitad de la novela para rescatar a Buttercup y se convertirá en el segundo personaje más importante. Todos estos personajes representan el amor, el odio, la venganza, la amistad y la esperanza, respectivamente, y todos ellos conseguirán hacerse un hueco en el corazón de los lectores.

Si a todo ello le añadimos el ritmo ágil que suele caracterizar a la mayoría de las novelas de aventuras, tenemos una historia que ha de ser leída, o al menos conocida, por todo el mundo (eso sí, tendréis que ignorar un poco todo lo que diga William).

No puedes pedir más que eso; es la verdad.
La verdad repuso Westley es que prefieres vivir con tu príncipe antes que morir con tu amor.
He de reconocer que prefiero vivir antes que morir.
Hablábamos de amor, señora.
Se produjo una larga pausa. Finalmente, Buttercup dijo:
Puedo vivir sin amor.

Lo Mejor:  El romance de Buttercup y Westley y los personajes secundarios tan carismáticos.
Lo Peor: Los cortes e interrupciones del autor que estropean la verdadera historia y el final que la termina de destrozar.

Puntuaciones:
Escritura: 


Personajes: 


Trama: 


Portada: 


Ritmo: 


Final: 


Nota final:
8. Sencillamente genial.

12 comentarios:

  1. Llevo muchísimo tiempo queriendo leer este libro, y tu reseña me ha animado aún más (a pesar de esas interrupciones y ese final que comentas). Creo que la próxima vez que lo vea en la librería lo cogeré.

    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
  2. Tienes toda la rezón, casi todo el mundo la conoce pero no la ha leido, yo entro en ese casi todo el mundo, jejejeje...

    ResponderEliminar
  3. La lei hace unos años y me gustó aunque después vi la película y para mí es mucho mejor
    besos

    ResponderEliminar
  4. Es una de mis lecturas pendientes. A ver si consigo hacerme pronto con ella.

    ¡Un saludo! :D

    ResponderEliminar
  5. Mi película favorita! cuantas veces la habré visto!! XDD

    Hasta hace unos años no me enteré que había libro, así que en ese mismo momento empecé a buscarlo como loca, ya que soy muy fan de la peli!! la tengo en dvd, tengo su banda sonora y no podía faltarme el libro!!

    Su lectura me gustó, pero la película le da mil vueltas. Pienso como tu, que esos parones del autor encarecen el interés del lector, así que yo recomendaría mejor la peli XD

    ResponderEliminar
  6. Me lo compré el verano pasado y todavía no he visto la oportunidad ni el momento de leerlo. No he visto la película tampoco, así que no sé qué esperar de él.

    ¡Ya tendrás noticias por mi blog si al final me decido a leerlo! :D

    ResponderEliminar
  7. He visto la película muchas veces y me gusta mucho pero del libro nunca había visto ninguna opinión. Si lo encuentro por algún lado no dudaré en leerlo ^-^

    Un besito♥

    ResponderEliminar
  8. Oh que pena, pero me gustaria mucho leerlo, aunque puede tener esos detallitos que no le gusten a uno xD

    ResponderEliminar
  9. Yo no he leído el libro ni he visto la película, pero es algo que tengo pendiente. Primero el libro por supuesto... Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Pues a mí me han gustado hasta las interrupciones, no te digo más. Lo hemos leído a la par :)

    ResponderEliminar
  11. La peli es de mis favoritas y el libro me encanta... aún siendo el prólogo increíblemente denso, me parece necesario =)
    Un libro super recomendable!

    Besotes

    ResponderEliminar
  12. Con toda la sinceridad, no me acuerdo ni una pizca de este libro (me trae el recuerdo de unos volcanes muy peligrosos y una princesa rebelde, y ya está). Me lo leí hace unos años, creo que demasiado pequeña para pillar la ingeniosa crítica escondida, pero aun así me gustó: amor y aventuras, dulce néctar para el corazón lector...

    Me lo quiero releer y la verdad es que, aunque algunos trozos sí los recuerdo aburridos o directamente ininteligibles, la edición tan bonita me llama continuamente des de la estantería.

    En cuanto a tu reseña, me ha gustado mucho. No te has dejado ni un aspecto y al empezar a leerla y ver tanta letra dedicada a lo que no te ha gustado, aunque he agradecido tanta sinceridad, he pensado fastidiada que luego para ahorrar espacio te dejarías sus maravillas.
    Y no lo has hecho, así que muchas gracias, por una reseña tan larga como completa y bien escrita.
    Eso sí, como crítica constructiva te diría que me ha parecido que había demasiados 'paréntesis' (entrecomillado porque algunos no eran tales, pero tenían el mismo uso); de esos en letra pequeña, que dificultan la lectura y no encajan mucho con un estilo tan cuidado.

    Como curiosidad comento que estaba segura de haber leído algo sobre la a veces asquerosa conducta machista de ¿Westley? ojeando tu reseña, y mientras la leía estaba muy extrañada de no encontrar tal crítica. Ahora caigo en que no lo escribiste tú; me lo había dicho Beth, que acaba de leer la novela, por teléfono xDD.

    Besos,
    Sawako :3

    ResponderEliminar

Estaremos encantados de leer todo lo que quieras decirnos de la entrada. ¿Te ha gustado? ¿Estás de acuerdo con nosotros? Cuéntanos todo lo que quieras porque solo todos juntos sabremos ver qué hay Más Allá de las Palabras.