sábado, 15 de septiembre de 2012

El Festín de la Muerte, de Jesús Díez de Palma

Título: El Festín de la Muerte
Autor: Jesús Díez de Palma
Editorial: SM
Número de Páginas: 267
Fecha de Publicación: 2012
Precio: 8.50€
ISBN: 9788467553352

Da igual de dónde seas o a qué te dediques. Da igual que estés en Polonia, en Alemania o en Rusia; que seas un niño o un adulto, una promesa del fútbol o un soldado enrolado a la fuerza. Ni las balas ni las bombas hacen distinciones y, quien dispara, a veces también es una víctima. Esta es la historia de esas personas anónimas que, en la Europa de 1939, fueron arrastradas al festín de la muerte. EL FESTÍN DE LA MUERTE, ganadora del Premio Gran Angular 2012, es una novela sobre el horror de la guerra; sobre la vida de hombres y mujeres que se ven forzados a participar en ella o a sufrir sus consecuencias. Una novela que deja entrever algo distinto al odio en el corazón de esas personas.

Si algo tengo claro después de leer esta novela, es que El Festín de la Muerte se merece ganar el Premio Gran Angular y muchos más. Y es que este libro, además de resultar entretenido y emocionante, abre los ojos ante una realidad que creemos conocer pero en la que nunca nos paramos a pensar porque no estuvimos allí para vivirla (al menos no por mi parte, no sé cómo de viejos sois vosotros): las víctimas de la Segunda Guerra Mundial. Jesús Díez de Palma tampoco estuvo presente para narrar hechos exactos, pero relata la vida de esas personas de una manera tan realista que es difícil volver a nuestra época después de sumergirnos entre las páginas.

[…] Pero estaban en guerra, y en la guerra lo bueno es malo. Es malo que una persona sea buena, porque esa persona es el enemigo y el enemigo es siempre malo. Es malo sentir lástima por alguien bueno; es bueno sentir odio por alguien malo.

Ya en el principio de la novela se nos presentan todos los personajes que vamos a encontrar a medida que transcurre la trama. Son un total de quince, de todas las partes del mundo, repartidos entre distintas historias que se cruzan y provocan que se encuentren unos con otros, aunque lo más curioso es que son encuentros fortuitos en los que los personajes apenas tienen tiempo de interactuar con los demás. En esta historia no hay protagonistas, el relevo de la trama pasa de hermanos mayores a hermanos pequeños, de padres a hijos, de hijas a madres… Según van cayendo unos u otros, porque si hay algo que podamos encontrar en El Festín de la Muerte, es precisamente eso: muerte. En todas y cada una de sus páginas. 

A pesar de todo, el ritmo se hace muy lento, ya que cada suceso no ocupa más de veinte caras y seguidamente se les cede la palabra a otros personajes que viven la guerra en otro tiempo y otro lugar. Es muy complicado engancharse porque los personajes y las situaciones están continuamente cambiando, y nunca se sabe cuándo volverán a aparecer, si es que aparecen (no me he fijado si las historias están colocadas en un orden preciso). Pero esta es la única pega que le puedo poner a este libro.

El abuelo, veterano de la Gran Guerra, había seguido el debate desde su silencioso rincón. Ante la expectante mirada de todos, el anciano aún se tomó un tiempo para hablar. 
— Todas las guerras son malas —dijo con la mirada perdida en sus recuerdos—. La guerra del catorce solo tuvo una cosa buena. ¿Queréis saber cuál? 
Los demás le escuchaban con atención respetuosa y le animaron a que continuase. 
—Que se acabó —dijo volviendo a su prudente mutismo.

Lo que más me ha gustado han sido las partes de acción, en las que Jesús Díez de Palma nos introduce directamente en la realidad del personaje y nos imaginamos con perfecta claridad las bombas, los disparos, el miedo, la sangre y la adrenalina del momento. Pero sin duda alguna, lo que El Festín de la Muerte quiere decir a gritos es que en la guerra todos se convierte en víctimas de todos, tanto los del bando ganador como los del perdedor. Todos los personajes se preguntan por qué hacen lo que hacen, si al otro lado de las trincheras los soldados enemigos sufren igual, que llega un momento en el que no se trata de defender la patria ni el honor, sino de llegar sano y salvo a casa para reencontrarse con los seres queridos, que la gloria de morir como un héroe son puras patrañas…

Una orden monosílaba cortó el aire que respiraban y un disparo resonó al tiempo que la bala se estrellaba en el buzón. Las chicas salieron corriendo hacia la esquina, pero las descargas les impidieron alcanzar la sombra. Sus cuerpos quedaron tendidos sobre los adoquines. La enseña nacional polaca se esbozó en el pavimento con la pintura blanca derramada y la sangre de las niñas. Entre las dos sumaban veintiséis años. 
Los soldados se acercaron hasta sus víctimas y contemplaron consternados su obra. 
El teniente dirigió el foco del reflector hacia el muro de la iglesia e iluminó la pintada. Lógicamente, estaba en polaco. 
Llamó a uno de los soldados, oriundo de Dantzig. 
— ¿Qué pone, Hermann? 
El soldado miró hacia la pared y se quedó mudo. 
— ¿Qué pone? —la voz del oficial sonó impaciente. 
Hermann tragó saliva y leyó: 
— Paz en la Tierra.

Recomiendo El Festín de la Muerte, lo recomiendo muchísimo, sobre todo a aquellas personas que, como yo, disfruten de novelas históricas y realistas. Yo, por mi parte, le doy las gracias a Jesús Díez de Palma por dejarme ver cosas que hasta ahora no había tenido oportunidad de comprender. Y ya cierro.

Lo mejor: El mensaje que pretende transmitir la novela.
Lo peor: El ritmo lento y la trama de numerosos cambios.


AGRADECIMIENTOS A SM 

Puntuaciones
Escritura



Personajes



Trama



Portada



Ritmo



Final



Nota Final
Sencillamente Genial

Más Información

Aileen 

6 comentarios:

  1. Tiene que ser emocionante su lectura aunque no se si me va gustar. Gracias por la rseña.

    ResponderEliminar
  2. A mi me daría algo de pena, tanta muerte. Pero son cosas que han pasado, y que hay saberlo para que no vuelva a pasar.
    Chst, pero las cosas lentas no son lo mío. Ya veré si me lo leo.

    ResponderEliminar
  3. Le tengo muchas ganas ;) ojalá a mi país llegara

    ResponderEliminar
  4. Se ve interesante, me gustan mucho las novelas históricas, de manera que puede que me lo lea. Gracias por la reseña ^^

    ResponderEliminar
  5. Buena reseña ;)
    La verdad es que hace mucho que no leo un libro de este tipo y después de leer esta reseña pues me han entrado muchas ganas de tenerlo en mis manos =D

    Saludos!

    ResponderEliminar
  6. Se ve bastante interesante. Me preocupa un poco que el ritmo sea lento, pero creo que si lo veo por ahí tal vez me lo lleve.

    Gracias por la reseña. (;

    ResponderEliminar

Estaremos encantados de leer todo lo que quieras decirnos de la entrada. ¿Te ha gustado? ¿Estás de acuerdo con nosotros? Cuéntanos todo lo que quieras porque solo todos juntos sabremos ver qué hay Más Allá de las Palabras.